IFEMA se abastecerá de geotermia en 2018

— 

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn
Ifema se abastecerá de geotermia

Las oficinas centrales de IFEMA en Madrid contarán a partir de 2018 con una instalación de climatización por geotermia. Esta obra que ha sido adjudicado a Sacyr Industrial, socio de Madrid Subterra a través de su filial Valoriza, ya está en ejecución y contempla la “perforación de 40 sondeos geotérmicos de hasta 150 metros de profundidad que se conectarán con una nueva bomba de calor también geotérmica de 355 kW de potencia térmica y 305 kW de frío”, según informan en una nota desde la empresa adjudicataria.

IFEMA se abastecerá de geotermia

Plazos de ejecución

Según los responsables del proyecto, se prevé que las perforaciones terminen durante este otoño para poder conectar las bombas de calor con los equipos de producción térmica, de manera que durante 2018, IFEMA pueda abastecerse ya de este tipo de energía limpia y renovable.

Además, la producción procedente del calor subterráneo se utilizará para complementar las instalaciones de generación actuales y cubrirá parte de las necesidades de climatización del edificio central de oficinas.

Eficiencia y ahorro energético

Cuando se presentó el proyecto, los responsables del mismo hablaron de que la instalación permitirá, una vez operativa, un ahorro de energía eléctrica de 81.000 kWh/año;  un ahorro de energía térmica (gas natural) de 707.000 kWh/año, y una reducción de energía primaria de 80 TEP (toneladas equivalentes de petróleo).  Y, además,  se evitará la emisión de 200 Toneladas anuales de CO2 y un ahorro en términos económicos, cifrado en 40.000 €uros anuales.

En opinión de Daniel Muñoz, director de Geotermia de Sacyr Industrial, este proyecto “será referente en esta tecnología en uno de los recintos feriales más importantes de Europa”.

Con este proyecto las energías procedentes del subsuelo, en este caso la geotermia, continúan avanzando también en la ciudad de Madrid en donde su implantación es aún residual.